El delirio de persecución de la era moderna…

Te ha pasado que contestas el teléfono y nadie te contesta y juras que sonó o que vibro, bueno déjame decirte que sufres del llamado síndrome del celular fantasma, pero no te preocupes no es nada grave y es curable.

Esto sucede por qué el celular se ha vuelto una cadena para nosotros, muchas veces indispensable y otras tantas por costumbre. El hecho de querer siempre qué esa persona especial no llame o el saber que esperamos la llamada importante del día hace que nuestro cerebro esté en alerta haciendo que creamos que suena o vibre.

En el 2012 se realizó una investigación con dos mil estudiantes universitarios de pre-grado. Un 90% confesó sentir que su teléfono vibraba cuando realmente no lo hacía. 9 de cada 10 participantes, dijo que este problema les molestaba muy poco o nada, demostrando que ya es parte de sus vidas.

Todo se trata de la ansiedad. Mientras más ansiosas en general sean las personas, mayores son las posibilidades de padecer del síndrome de la vibración fantasma, que puede ir asociado al uso intensivo que se le dan a los móviles, especialmente los smartphone.

via GIPHY

Artículos Relacionados