Se defiende Tarantino de las acusaciones en su contra

Tras polémicas declaraciones de la actriz Uma Thurman, en donde afirma que el director Quentin Tarantino le había escupido y “asfixiado” y obligado a conducir un auto descompuesto durante la película de Kill Bill, este último se defiende.

Tarantino explica que en el primer caso se trató de una escena en la que el personaje de Michael Madsen escupe saliva mezclada con tabaco en la cara de Thurman, Tarantino tuvo que usar saliva de verdad, puesto que al utilizar agua, no tenía el mismo efecto. De ahí que preguntara a la actriz si estaba dispuesta a que le escupieron con saliva, asegurándose que no habría más de tres tomas.

En lo que respecta a la “asfixia” con una cadena, corresponde a la escena en que “Gogo”, coloca una cadena alrededor del cuello de la actriz con intención de ahogarla.

El director reconoce que no sabía cómo rodar la escena y realiza la escena como la propia Thurman le propuso “solo ponerle la cadena alrededor de su cuello y empezar a asfixiarla”, con el objetivo de que se pudieran ver sus lágrimas y cómo su cara se ponía roja.

Asimismo, Tarantino admite que obligó a Thurman a conducir un auto malas condiciones durante el rodaje de Kill Bill. Tarantino confiesa que se lo pidió y se siente “culpable” de la decisión, en sus palabras “uno de los mayores arrepentimientos” de su vida y de toda su carrera.

Además el director habló respecto a las acusaciones de acoso sexual expresadas por Thurman contra Harvey Weinstein, que fue el productor de ‘Kill Bill’. El director recuerda que tras conocer lo ocurrido instó al productor a que se disculpara ante la actriz, subrayando que ella “tenía que aceptar sus disculpas si íbamos a hacer ‘Kill Bill’ juntos”.